Cómo el odio está rediseñando las redes sociales

Avatar:
Antonio Quiroga
Author:
Publish date:
Social count:
23

DANOS UN LIKE EN FACEBOOK  

El pasado 31 de mayo Facebook, Twitter, Microsoft y YouTube - Google básicamenteacordaron borrar todo tipo de mensajes de odio y discriminación en un lapso de menos de 24 horas luego de ser montados. Las empresas americanas tomaron esta decisión en apoyo al nuevo Código de conducta de la Comisión europea buscando eliminar de las redes los mensajes homófobos, raciales, xenófobos y de índole terrorista antes de que sean virales.

Dicha comisión creó el Código de conducta para educar y crear consciencia sobre el uso del internet, pero su principal objetivo es lograr controlar el crecimiento desenfrenado de grupos terroristas como Daesh, mejor conocido como ISIS, que utilizan estas redes sociales para reclutar a jóvenes.

Todo el asunto inició hace poco más de un mes cuando la Unión de Estudiantes Judíos de Francia, SOS Racisme y SOS Homophobie denunciaron a estás empresas de Silicon Valley por no censurar contenido de este estilo con mayor diligencia. Un grupo de miembros de estas asociaciones francesas detectó que en aproximadamente un mes, 586 comentarios, propaganda e información con contenido que incite al odio racial, la homofobia o la asociación con grupos terroristas fueron detectados en las redes. Pero la alarma saltó cuando se dieron cuenta del pequeño porcentaje de mensajes que eran eliminados.

Según las organizaciones europeas, a pesar de que cada una de las empresas posee mecanismos para denunciar contenidos inapropiados, solo un 34% de los comentarios fueron eliminados de Facebook, un 7% de youtube y un 4% de Twitter, la empresa más involucrada en la polémica, por razones obvias.

¿Es acaso falta de interés?

El odio vende

Un estudio realizado por The Tyndall Report en el 2015 señaló que el ahora candidato por el partido republicano, Donald Trump, acaparó más del doble de minutos de campaña en las cadenas de noticias que la suma de los candidatos del partido demócrata (Hilary Clinton y Bernie Sanders) entre el mes de noviembre y diciembre de ese año.


Además de esto, el portal Market Watch señaló la inmensa cantidad de Free Media que ha conseguido el creador de The Apprentice. Sorprende que siendo un candidato que para marzo del 2016 no contaba con un comité de acción política capaz recibir contribuciones ilimitadas para financiarlo (Super PAC) y solohabía gastado  10 millones de dólares en anuncios para su campaña, haya logrado conseguir un estimado de 3 mil millones de dólares de tiempo al aire de manera gratuita en los medios.

Donald Trump

Estamos de acuerdo con que el magnate Donald Trump ha dejado unas joyas en sus discursos dignas de la Gestapo, desde el famoso muro hasta su reciente ataque contra los jueces mexicanos y musulmanes , y de igual manera, un artículo de Vox demostró que las cadenas de televisión y los periódicos se rehusan a llamarlo racista a viva voz. ¿Por qué? Probablemente porque es mejor dejarlo pasar si siguen subiendo los ratings.

Propaganda de terror

Es irrelevante que la información sea negativa o positiva mientras salga constantemente en la televisión y la gente la vea. Eso mismo parecía ocurrir con los mensajes de odio en las redes sociales. El flujo era lo importante para las páginas. Si leías y no te gustaba lo que veías, comentabas, y si esto ofendía de alguna manera al otro este replicaba y así de manera infinita generando movimiento en las redes.

Odio Hate Terrorismo 2.0

Pero los riesgos de seguir dándole cuerda al odio en las redes se fueron a las nubes con la aparición de lo que me gusta llamar los grupos terroristas 2.0.

Marco Vicenzino, analista internacional, habló en un video de CNN de las tácticas que utiliza Daesh para radicalizar y alistar a jóvenes, entre las cuales destaca el uso de las redes como instrumento fundamental. Sin importar todas las medidas de seguridad de empresas como Facebook, Twitter o Instragram, esta sigue siendo la mejor forma para lograr su fin. ¿Cómo? pues, no vamos a tildar a estás empresas de colaboracionistas ni nada exagerado, pero gracias a su facilidad de uso y a la extensiónque ofrecen se ha vuelto casi inevitable.

A su vez, la crisis económica que vive Europa ha impulsado el ascenso acelerado y alarmante de los partidos de extrema derecha que promueven la xenofobia y el antisemitismo.

La paradoja de la libertad

“Este acuerdo es un paso importante hacia adelante para garantizar que Internet siga siendo un lugar de expresión libre y democrática, donde se respeten los valores y las leyes europeas “

 -Vĕra Jourová, Comisionada europea de justicia, consumidores e igualdad de géneros

En general, todo apunta a que este pacto dado entre las empresas más relevantes de la tecnología mundial y la Unión Europea es un dardo al centro del tablero, pero ¿Cómo dibujar la línea? ¿hasta dónde es demasiada regulación?

Basados en este nuevo Código, las empresas tendrán que establecer equipos dedicados a la revisión constante de los mensajes señalados como inapropiados, cosa que podría levantar dudas con respecto al nivel de privacidad del cual presumen las redes. Igualmente tendrán que comprometerse a "tener procedimientos claros y eficaces para analizar” las denuncias de "discursos que inciten al odio” y a proporcionar formación periódica a su personal y a sus usuarios sobre por qué no está permitido este tipo de contenido.

También La comisión encargada del documento señaló en su comunicado importante distinción entre contenido que “ofende, asombre o perturbe al estado o a cualquier sector de la población” y el que contiene “genuinas y serias incitaciones a la violencia y el odio”, delineado por la corte europea de derechos humanos. Esto con toda la intención de frenar el eterno debate sobre censura y control de información.

Parece suficiente, ¿no? dejando a un lado la subjetividad y el pesimismo, efectivamente parece la mejor táctica. Si bien necesitan ser más claros en detalles importantes como la privacidad y la subjetividad del criterio evaluativo dentro de las compañías de redes sociales, sigue siendo la acción necesaria en la lucha contra el terrorismo y la intolerancia en la sociedad actual. Lo que si es seguro es que estaremos escuchando mucho sobre este tema en las próximas semanas cuando se ponga en práctica.