“Surreal” es la palabra perfecta para describir al 2016

¿El 2016 fue un sueño o una pesadilla?
Avatar:
Vanessa Rodríguez Tinoco
Author:
Publish date:
Social count:
6
¿El 2016 fue un sueño o una pesadilla?

Si pudiéramos describir el 2016 con una sola palabra, “Surreal” sería la indicada. Al menos, así lo estableció Merriam-Webster, una compañía que elige cada año la palabra que más se adapte a todo lo sucedido en el transcurso del año. Comenzaron en 1996, cuando lanzaron su diccionario online.

Esta vez, la palabra “surreal” fue un tema de interés en el internet. Sobre todo después de alguna tragedia. Proviene de la corriente artística Surrealista que se caracterizaba por lo absurdo y sin sentido. Pero ahora, podríamos decir que es de esas palabras que las personas utilizan en momentos de gran shock. Y sí, 2016 fue un año caótico.

Si no nos crees, puedes googlear “el peor año” (o buscarlo en tus redes sociales). Los resultados no te van a sorprender. Los expertos incluso aseguran que el 2016 ha sido el peor año de la historia. Pero para no ser tan pesimistas (y tampoco tan exagerados), estamos de acuerdo que es mejor describir este año como “surreal”. Entre sueños y pesadillas, este es nuestro análisis.

Se nos hizo difícil lidiar con todos los ataques terroristas, desde Niza en el día de la Bastilla, hasta Berlín en el supermercado navideño. También podríamos agregar aquí la masacre de la Escuela Primaria de Sandy Hook en Orlando. Un año donde este tipo de ataques se hicieron recurrentes y una gran cantidad de personas fueron víctimas, no es más que un sinónimo de tragedia.

Las cosas en Siria no se vieron muy bien tampoco este año. Debido a la guerra, Alepo se ha convertido en una de las zonas más violentas del mundo. Muchos grupos han acusado la violación de los derechos humanos, con más de 320 mil muertos de por medio. ¿Qué le sucede a la humanidad?

Por otro lado, nos llevamos una gran sorpresa en los deportes. El Leicester City ganó la Premier League inglesa por primera vez en su historia. Portugal gana la Eurocopa, aún cuando no eran los favoritos. Venezuela, junto a su selección femenina sub 17, quedan de 4tos en el mundial de Jordania. El surrealismo una vez más está presente. Quedamos atónitos por lo sucedido.

Los desastres naturales también los vivimos en el 2016, con el huracán Matthew y los fuertes terremotos en Ecuador, Italia y Japón. Incluso la nieve en el desierto del Sahara, después de 37 años. Sabiendo que es uno de los lugares más secos y calurosos del planeta, nos dejó locos. WTF?

En la tecnología, más allá de la típica disputa Apple VS. Android (y ahora Google), quizá el evento más importante fue cuando Tesla nos presentó un nuevo futuro con sus techos solares. Además, las innovaciones tecnológicas (RV, aplicaciones, Netflix sin internet, etc) nos alegraron un poco en este año tan difícil. Y en cuanto al dilema entre Facebook y Snapchat (y la caída de Twitter y Vine), nos damos cuenta que ha sido un año muy surreal para la tecnología. Sorry también por los que tuvieron un Galaxy Note 7.

Y hey, hasta Leonardo Di Caprio se ganó un Oscar este año. ¿Qué más surreal que eso?

En la política, no sabemos qué fue peor: ¿Brexit o Trump? De alguna u otra manera, ambos trajeron mucha polémica al mundo entero. Al menos, se pudo ver el inicio del fin de la guerra en Colombia, y la destitución de Dilma Rousseff por un cambio en Brazil. Ah, y Fidel Castro murió a los 90 años de edad. ¿Todavía no estás en shock?

En cuanto a la muerte de personalidades importantes, la actriz Carrie Fisher, Debbie Reynolds, el boxeador Muhammad Ali, la escritora Harper Lee, el actor Alan Rickman, y el beisbolista profesional José Fernandez nos recordaron que no estamos en este mundo para siempre. Todo es surreal.

Y las protestas en todo el mundo no se quedaron atrás tampoco. Venezuela estuvo luchando constantemente por su revocatorio, y hasta en Corea del Sur decidieron rebelarse contra el gobierno.

Finalmente, solo podemos concluir que el 2016 estuvo lleno de sorpresas. Por suerte, ya está a punto de terminarse. Solo nos queda pedirle al 2017 que nos trate mejor (mucho mejor, por favor...)

Happy New Year!