La importancia de estar en LinkedIn

Author:
Publish date:

Además de verte serio.

"Si tan solo hubiese una manera de que un empleador te encontrara a ti y no al revés…” Esta fue la ingeniosa idea que tuvo Reid Hoffman cuando decidió lanzar LinkedIn en el 2003.

Las redes sociales no son algo del 2010 ni se limitan a Facebook, Twitter o Instagram. De hecho, una de las redes más exitosas para adultos jóvenes y no tan jóvenes es LinkedIn. Con más de 225 millones de usuarios, la plataforma es la más grande para profesionales al punto en que cualquier persona asume que tienes un perfil y si no lo tienes, muchos te verán mal.

Ha tenido tanto éxito porque es innovador y único en su tipo. La idea de LinkedIn es una simple; somos una red social y vamos a darte las herramientas para que crees tu propia red de amigos y colegas para así darle impulso a tu profesión, siendo siempre tú el que diseña tu carrera y toda la ruta al éxito que eso conlleva. Es un instrumento que se ha vuelto esencial para todo aquel que sueña con su propio startup, con ser CEO, con hacer cosas increíbles y sentirse como un duro.

linkedin

Pero, ¿por qué? Vamos a admitirlo, ya has googleado tu nombre o por lo menos has pensado en hacerlo. Sin embargo, a tu sorpresa, no sales tú o solo sale tu Facebook, que por cierto, no has actualizado en mucho tiempo. Si quieres trabajar en algo grande, tienes que llamar la atención de los grandes y eso se hace creando tu cuenta en LinkedIn. Google y esta red social tienen un acuerdo para que los perfiles de LinkedIn sean los primeros resultados de la búsqueda. De esta manera un Luis Pérez que no esté registrado no va a salir ni en la quinta página de Google, pero si por el contrario, Luis Pérez sí tiene su cuenta, va a aparecer de 1er o 2do como resultado en la primera página del buscador.

Una vez que ya tienes su atención te toca impresionarlos. LinkedIn te da la oportunidad de plasmar tu curriculum vitae junto a todas tus fortalezas, habilidades, muestras de tu trabajo anterior y red de personas que conoces en tan solo unos clicks. La oportunidad está ahí en cuanto te registres (que es gratis, BTW), depende de ti aprovecharla. Y ese no es el gancho de la plataforma; es que te expone a todo el mundo.

Si no estás buscando empleo, igual deberías ser parte de esta red social. La importancia radica en que cualquier momento determinado te llevará a utilizar LinkedIn. ¿Necesitas saber algo sobre un cliente? Está. ¿Buscando unos nuevos? Están. ¿Quieres saber quiénes son los empleados de tu competencia? Fácil.  ¿Necesitas contactar a otra persona/empresa/organización y no tienes su número o correo? Escríbeles por LinkedIn. Puedes agregar a personas que estudiaron o se graduaron contigo, a esa persona interesante que conociste que crees que te puede ayudar en algún momento o simplemente a tus amigos. Lo bueno de esta plataforma es que nadie te juzga por agregarlos a tu red, más bien se sienten honrados.

No es solo de “me registro y ya”. No, no, no. Actualizar tu perfil, tus logros, tus ascensos, a quién conoces, conociste o puedes conocer es una de las pocas cosas que puedes hacer. Cada vez que alguien en tu red actualice algo relevante, serás notificado. Puedes ver a grandes emprendedores y compañías y ser el primero en saber lo que están haciendo. Siempre estarás actualizado con lo que pasa a tu alrededor y si quieres, usarlo a tu ventaja.

Estar en LinkedIn incrementa tu visibilidad y credibilidad como empleado, empleador y persona. Te da acceso a las experiencias de los demás y lo más importante: es la base digital de tu marketing personal.

Si quieres lograr algo importante, comienza con reconocer lo importante. Crea un usuario LinkedIn aquí.

¿Cómo usar LinkedIn si aun no te has graduado?