Eres víctima de la televisión. Y aquí te explicamos el por qué.

¿Controlas la avanzada tecnología o ella te controla a ti? En la actualidad, y tal vez no es tan obvio, los avances tecnológicos dictan la forma en cómo vivimos. Todo lo que experimentas moldea tu estilo de vida. Y por eso, cuando vives rodeado de los medios de comunicación masivos, o como nosotros preferimos llamarlo: mass media, estás siendo influenciado por ellos constantemente.

El mundo de las películas, la televisión, las redes sociales… Todo eso se ha convertido en una herramienta de publicidad, y aunque no nos guste admitirlo, también de control social. Aún cuando nos encantan estos medios de comunicación masivos, hay que estar claros de una cosa: día a día nos exponemos a ellos y al final terminan cambiándonos sin darnos cuenta. Sí, también estás incluído en este combo. Si no nos quieres creer, aquí te dejamos una teoría que lo explica todo.

La teoría del cultivo por George Gerbner

Nos encanta la televisión. Tanto así, que los viejos programas siempre vuelven a nuestra pantalla. Sobre todo los buenos. Sin embargo, la teoría de este señor sugiere que mientras más ves televisión, inconscientemente esta “cultivará” en ti una perspectiva diferente de la realidad. ¿Qué? ¿Cómo? Pues sí, esta es la mejor forma de modificar las actitudes y comportamientos de una sociedad. Y tú eres parte de esa sociedad…

Te lo ponemos así… ¿Qué pasa cuando ves mucho una película? Quieres que tu vida se parezca a lo que ves ahí porque crees que si sucede en la película, es posible también en la vida real. Para las mujeres las comedias románticas tienen una gran influencia. Allí te dan tips de cómo tienes que comportarte con el que te gusta, te ayudan con ideas de citas románticas y confías fielmente en que el indicado va a llegar a tu vida cuando menos te lo esperes. Quizá alguna de estas cosas que nombramos sí son reales, pero no exactamente porque una película te lo dice. Incluso, las muestras de afecto públicas, mejor conocido como PDA (Public Displays of Affection), son resultado de las películas de este estilo. Las escenas en donde un niño le toma la mano a una niña, una pareja besándose y abrazándose enfrente de todo el mundo… Y así comienzan las imitaciones.

Y ni hablar de los programas violentos. Ahora vemos mucho de eso. Aunque no lo creas, ver por mucho tiempo estos actos puede causar que te conviertas en una persona agresiva. No vamos a generalizar, tampoco lo vamos a llevar al extremo. Quizá no eres del todo víctima con esta situación. Sin embargo, y para que veas que es cierto, otras personas sí lo han sido. Aquí te dejamos unas películas que inspiraron a otras personas a cometer crímenes horribles. Incentivando la creatividad e ideas locas a asesinos en serie desde que las película y series de terror fueron inventadas. Lo admitimos, a pesar de eso nos encanta verlas...

En fin, sin duda la industria de las comunicaciones masivas son culpables por esas tácticas que tienen para influenciarnos en nuestros comportamientos y opiniones. Pero nosotros también somos culpables porque lo permitimos. No, no estamos diciendo que ahora ver películas o televisión es malo, porque no lo es… Lo que sí es un problema es que no conocemos nuestras propias limitaciones y creemos que todo lo que vemos es cierto. Hay que ser un poco más realistas.

Las comunicaciones masivas son necesarias para la sociedad. No hay que excluirlas de nuestras vidas. Solo tenemos que ser conscientes ante el gran impacto que pueden causar en nosotros. Simplemente hay que estar pilas.