Películas que tienes que ver si quieres engañarte y pretender que vives en los 80 - Komienza | Vive tu vida al máximo
#MePasa

A veces sucede que veo una película de época de mis papás y me pregunto qué se habrá sentido que te llamen a tu casa un viernes en la noche, para ir a una disco con ese peinado que probablemente lleva horas hacer, además de ocupar gran espacio, con una ropa incómodamente llamativa y escuchar los nuevos álbumes de Michael Jackson o David Bowie.

No sé a ustedes, pero a mí me hubiese encantado.

Siempre he querido ir a una de estas fiestas temáticas de época y poder vestirme como Jennifer Beals en Flashdance, o como Mia Sara en Ferris Bueller’s Day Off (incluso a veces lo hago), pero supongo que son cosas que hay que superar y dejarlas como un sueño frustrado. Mientras tanto, disfruto refugiándome en películas y música de hace treinta años,como Take On Me de A-Ha, o Talking in Your Sleep de The Romantics.

John_Hughes

Porque, además de encontrar estas películas valiosamente reconfortables, también me hipnotiza la mezcla de música pop con esa temática romántica que suele protagonizar las piezas más famosas de ese momento.

Sé que no soy la única. Así que, si desean pasar una tarde retro, les presentaré mis películas favoritas, en las que a veces me sumerjo y me olvido de las responsabilidades de la actualidad, que aunque no es bueno, de vez en cuando es justo y necesario.

He ahí la belleza del cine.

Say Anything (1989)

Porque todas las chicas queremos un Lloyd Dobler, y todos los chicos quieren a una Diane Court. Si vas a ver una película pegajosa, que sea una buena. Plus: Peter Gabriel de fondo, ¿qué más vas a pedir?

Back To The Future (1985)

Una versión ochentosa de lo que deberíamos estar viviendo ahorita, pero igual aplica. Si no la has visto, eres una vergüenza para la humanidad, y si ya la viste, esta es la excusa perfecta para hacerlo de nuevo.

Can’t Buy Me Love (1987)

¿Cuántas oportunidades tendrás de ver a Patrick Dempsey haciendo de nerd?

Some Kind of Wonderful (1987)

Mi favorita, porque deshace la típica historia de la popular con el renegado, además de tener a Eric Stoltz y un soundtrack brutal #EnoughSaid

Ferris Bueller’s Day Off (1986)

El escenario que todos deseamos que pase el día que faltamos a clases, pero con el estilo de Matthew Broderick.

The Breakfast Club (1985)

La combinación perfecta de comedia, drama adolescente, romance y amistad, que trata la crisis existencial que todos vivimos a los 17 años. No engañas a nadie. Plus: El mejor cast ever.

Heathers (1988)

Porque antes de Mean Girls, existió Heathers, donde Winona Ryder hizo lo que todos soñamos hacer con las niñas insoportables del colegio.

The Lost Boys (1987)

No, los vampiros no brillan en la luz del sol, sino que toman la forma de motociclistas rebeldes y admiradores del estilo punk. Pero don’t worry: los niños de trece años vienen al rescate. Plus: Un soundtrack brutal.

When Harry Met Sally (1988)

Billy Crystal y Meg Ryan. Romance realista y comedia. Diálogos geniales e improvisación. Ya no necesitas saber más nada.

La lista puede seguir, pero todo tiene un final. Así que les dejo este maratón perfecto para un domingo en la tarde, y capaz al día siguiente quieran vestirse con hombreras y peinados voluminosos.

Pero probablemente no consigan un John Cusack que esté bajo su balcón con una radio que haga sonar In Your Eyes. O tal vez sí. ¿Quién sabe?