Nadie quiere estar en el lugar de Catar, it’s not pretty.

Este lunes cinco países del golfo pérsico rompieron relaciones con el pequeño pero poderoso país de Catar. Los saca culos son Bahréin, Egipto, Emiratos Árabes Unidos, Yemen y el líder de la gang, Arabia Saudí. La razón que los llevó a tomar esta decisión es que pretenden “proteger su seguridad nacional del terrorismo y del extremismo”. O eso dicen.

200w_d

No sólo terminaron por completo con este país, sino que cancelaron todo tipo de acceso, por aire, tierra y mar. Las acusaciones fueron etiquetadas de “no fundamentadas en los hechos” e “injustificadas”. Pero, ¿realmente es una decisión tomada a lo loco? No lo creo, y mucho menos después de la perturbante visita de Donald Trump a Arabia Saudí.

El presidente norteamericano además de ganar mucho money en este viaje, también manifestó su apoyo en sus riñas contra Irán y contra los grupos extremistas de la Hermandad Musulmana de Egipto.

giphy (2)

Sin embargo, tienes que saber que estas acusaciones toman lugar precisamente por el apoyo que Catar muestra hacia estos terroristas desde hace ya varios años. Eso implica ser acusado de darle casa a estas agrupaciones y de financiar armas a los rebeldes en Siria.

Todo este asunto representa una mega crisis para Catar porque se aísla gravemente de los países árabes. Sólo te decimos que el 40% de su comida viene de Arabia Saudí. Entonces sí, están medio fucked up.

Significa la desestabilización del Consejo de Cooperación del Golfo, algo así como la salida de Reino Unido de la Unión Europea o de la ruptura de las Spice Girls pero en los asuntos petroleros.

mapa

El aislamiento político puede tener muy graves consecuencias a nivel económico, político y hasta social, considerando que el país será la sede del Mundial de Fútbol 2022. También es el hogar muchísimas corporaciones mundiales y FYI, de una base aérea estadounidense.

En todas las noticias verás que ponen “terrorismo”, así entre comillas. Esto se debe a que es lo que hablan en voz alta los países que ocasionaron la ruptura. Aunque tenemos razones para dudar de ese argumento.

Catar es el país más rico del mundo de acuerdo a su Producto Interno Bruto (PIB) y por ser el principal proveedor de gas natural licuado. Este país ha utilizado su riqueza para intervenir en los asuntos de política regional y para dárselas de arrecho como país árabe moderno. Algo que al parecer ha causado piques en la zona.

oil

Existen varias teorías, pero la que podría llamar más la atención es el bajón del precio petrolero como uno de los factores decisivos de esta ruptura. Precio que al parecer subirá de acuerdo a varios analistas, cosa que conviene a países como Arabia Saudí (principales exportadores de petróleo del mundo), pero promueve la desestabilización política.

Mientras tanto Irán promueve que estas naciones se reconcilien y dejen sus diferencias. Pero tal como las Spice Girls, está bien difícil la cosa.