Los rayitos de luz en medio de la oscuridad en Londres - Komienza | Vive tu vida al máximo
La gente buena está en todos lados

 El pasado 3 de junio ocurrió un ataque terrorista en el puente de Londres. Una furgoneta blanca atropelló a varias personas en el puente, luego los tres terroristas se bajaron y se dirigieron a Borough Market donde empezaron a acuchillar a las personas.

Fue una escena muy caótica donde murieron 8 personas y resultaron heridas 48, de estas últimas 29 están hospitalizadas, de las cuales 10 en estado crítico.

Los atacantes fueron abatidos por la policía, pero no fue nada fácil.

El Estado Islámico no esperó mucho y se atribuyó el ataque.

Y a pesar de todo el drama durante esta fatídica noche también salió a la luz el heroísmo de varías personas. Todos aquellos que ayudaron de algún modo durante y después de la situación nos demuestran que hay mucha más gente buena en el mundo, lo que pasa es que los malos hacen mucha bulla.

Los héroes sin capa de Londres:

Son varias las anécdotas de heroísmo y solidaridad que resultaron de esa noche, aquí te contamos algunas de ellas.

Carlos Pinto y Giovanni, enfermeros.

Carlos Pinto y Giovanni, enfermeros.

En un restaurante se encontraba un enfermero con un amigo suyo y ambos atendieron a una señora que fue apuñalada en el pecho allí mismo. Las personas que trabajaban en el local sacaron al atacante lanzándole botellas, vasos y sillas. De los hombres no haberla atendido la señora habría muerto desangrada.

En el lugar de los hechos se encontraban dos policías desarmados, ya que se encontraban en sus días de descanso. Ambos intentaron someter a los atacantes y resultaron heridos, más no murieron.

Florin Morariu, panadero.

Florin Morariu, panadero.

Por otro lado, un panadero luego de dar refugio a unas mujeres brasileras que corrían aterradas, salió a la calle con dos cajas y se las lanzó a uno de los terroristas, derribandolo y permitiendo que la policía lo sometiera.

Un taxista salvó a una joven de 19 años, que se encontraba en un cajero, advirtiéndole a gritos que uno de los terroristas iba a atacarla. Gracias a las advertencias del hombre la chica logró huir y refugiarse.

Entre los fallecidos también hay dos héroes.

_96388991_94cc6da3-46b1-45c0-bf22-19b4d922d3d6

Uno es el español Ignacio Echeverría, que al regresar del parque en monopatín con unos amigos y ver que apuñalaban a una señora fue corriendo sin dudarlo a socorrerla.

_96364481_mediaitem96364479

La otra era una australiana enfermera, Kristy Boden, que se encontraba en el puente cuando las personas fueron atropelladas. Ella al ver este horror corrió a ayudar a los heridos.

_96342468_capture5

Muchísimas otras personas ofrecieron sus casas, sus sofás, y una taza té caliente para todas las personas que habían quedado atrapas en el lugar del atentado, ya que habían acordonado toda la zona.

Al día siguiente fueron muchas las personas que se acercaban con alimentos y agua fría para los policías que trabajaban arduamente.

Todas estas acciones brindaron un rayito de luz en esa noche tan oscura. Todos estos héroes demostraron que no importa de dónde sean los demás, lo importante es brindar el apoyo necesario a quienes lo necesitan.

En el mundo hay muchísimos héroes así, no permitamos que sus llamas se extingan.