God damn it, Donald!

Trump, Trump, Trump. Nuestro no tan querido Trump. ¿Por qué eres así? Créeme cuando te digo que puedo entender a medias algunas de tus conductas. Eras, eres y siempre serás un gran empresario que sólo piensa de manera empresarial, de la forma más clásica. Ahora bien, si yo puedo comprender eso, ¿por qué tú eres incapaz de comprender que el calentamiento global no es un mito?

No es un secreto para nadie la ignorancia a la que se abraza Trump con respecto al planeta Tierra. Durante su candidatura, el presidente de Estados Unidos llegó a decir abiertamente y sin temor a Dios que el calentamiento global era sólo un mito. Algo así como las leyendas urbanas, como el Silbón o la Llorona.

Por supuesto, no debe sorprendernos que alguien que viene con este historial de aberraciones actúe en contra de las medidas a tomar contra el calentamiento global.

Resulta que el martes 30 de mayo, Trump firmó un decreto que anula los intentos de su predecesor, Barack Obama, para tratar de ayudar un poco al planeta. Ustedes saben, tratando de emitir lo menos que se pudiese de dióxido de carbono, e intentando tener energía limpia. Lo básico.

Pues todas esas cosas Trump las desechó. Él quiere seguir usando el carbón para producir energía porque, según él, esto genera una fuente de trabajo arrechísima y logrará la autonomía energética.

El presi quiere reescribir las directrices que regulan las emisiones de carbono en Estados Unidos, y afirma que “El Gobierno anterior devaluó a los trabajadores con sus políticas. Nosotros podemos hacer las dos cosas, proteger el medioambiente y crear trabajo para la gente”. Habrá que ver qué entiende él por “proteger”.

Todos de la G-7 paseandito sin Trump

Todos de la G-7 paseandito sin Trump

Por otro lado, como era de esperar, Trump puso trabas en el tema del calentamiento global en la pasada reunión con la G-7. Los demás integrantes del grupo tenían una posición firme y una opinión consolidada con respecto a este tema. Todos estaban de acuerdo con que hay que tomar acciones al respecto. Todos menos Trump, que realmente demostró muy poco conocimiento referente a prácticamente todos los temas que se intentaron tratar.

Al final quedaron en que el presidente pensaría al respecto sobre los temas del calentamiento global, la economía y los inmigrantes refugiados, para así discutirlos en la próxima reunión que se llevará a cabo el 7 de julio.

Ah, y por cierto. Ya Trump dijo oficialmente que se quiere retirar del Paris Climate Agreement, el acuerdo firmado por casi todos los países del mundo para comprometerse a reducir emisiones de gas. Sin embargo, el acuerdo es del 2015, y se debe esperar 3 años para avisarle a la ONU que no van a cumplir. Así que sorry, Trump, tendrás que esperar un año para quemar al mundo.